“Si no se ha gastado todo en Ferraris e inmuebles, estamos hablando de miles de millones de dólares”, dijo Russell Dallen, abogado y gerente de inversiones con negocios en el sur de Florida y Caracas, quien ha seguido la serie de encausamientos por lavado de dinero venezolano en Miami y Houston. “El dinero fue robado a PDVSA”.

Pero Dallen y otros observadores legales no estuvieron de acuerdo con la posición del gobierno de Estados Unidos, diciendo que PDVSA es una víctima porque Ortega violó su deber fiduciario a la compañía petrolera nacional a un costo de cientos de millones de dólares.

Dallen, quien también es abogado y observador cercano de los asuntos venezolanos, concordó.

“Esto no es un delito sin víctimas”, dijo Dallen. “Los accionistas de PDVSA son el pueblo venezolano, y les robaron su dinero. Arrasaron con el dinero y ahora hay gente en Venezuela que se muere de hambre”.


https://www.elnuevoherald.com/noticias/mundo/america-latina/venezuela-es/article242907641.html